5 argumentos típicos de las personas a favor del aborto terapéutico…y cómo responderles (Parte 2)

Hola Ministra, déjenos mostrarle por qué está equivocada con su “protocolo de aborto terapéutico” #ParaServirle

4. “No es lo mismo aborto libre que aborto terapéutico o interrupción voluntaria del embarazo” también conocido como “esto no va a generar más abortos” #LaLeyPeruanaNuncaHaSidoTrolleada

A ver, a ver. Empecemos por esto de “interrupción voluntaria del embarazo” (??). En primer lugar, ¿interrupción? o sea también existe “¿reanudación?” o quizás un protocolo de “Nos equivocamos, tu niño no te causaba ningún daño que pena que ya lo “interrumpimos” #OOPS” Si quieren hablar de nombres absurdos, convoquen al MINSA. Llamemos a los robos “obstrucción voluntaria de la propiedad ajena”, llamemos a la corrupción “pasatiempo voluntario del político”. Llámalo como quieras pero el nombre no cambia el hecho. Aborto es aborto, es la destrucción deliberada e intencionada de una vida en el vientre de su madre.

“¡Pero es terapéutico! ¡Hay 11 causas en el mundo en donde es necesario!” Ah si… las 11 causas. A ver, entendamos esto: los doctores aplican algo llamado el principio de “doble efecto”, es decir, la muerte involuntaria y no deseada del bebé a consecuencia de la aplicación de una terapia inevitable e indispensable. ¿Qué quiere decir esto? Ellos ya sabían que, en caso la madre necesitase una terapia indispensable para su salud, se le daría así se pusiese en riesgo la vida del feto. Ahora, si los médicos ya sabían esto y era algo que aplicaban todos los días… ¿para qué &%$$ Humala ha aprobado el protocolo? Ah, la respuesta es simple: aborto a demanda (bajo excusa de alguna situación médica cualquiera).

Sobre esto, el doctor Paul Ramos escribió una columna en El Comercio en donde decía:

La causal 11. La causal 11 establece como justificante para evaluar el aborto terapéutico “cualquier otra patología que la junta médica fundamente que ponga en riesgo la vida de la gestante o genere en su salud un mal grave y permanente”.

Para muchos, esta redacción puede permitir que se sustente el “aborto terapéutico” para situaciones que no correspondan. Para la OMS, la salud es “el completo bienestar físico, mental y social”.

Así, se puede argumentar que el embarazo está causando a la mujer grave daño a su salud mental y solicitar el aborto terapéutico. Y es que el protocolo no hace ningún deslinde sobre los alcances del concepto “salud”. Estamos frente a una puerta abierta para el aborto a libre demanda, encubierto como terapéutico.

 

#RamosParaMinisitroDeSaludYA

Finalmente, me sorprende la fe que le tienen al protocolo algunas personas. Primero se pasan la vida quejándose de la corrupción en el país, las leyes nunca se cumplen, el Perú es tierra de nadie, etc… pero juran que nadie nunca intentará darle la vuelta al protocolo para matar a alguien que no tenía razón de morir. Nunca nadie aceptará un soborno o irá forzado o llegará confundido o será engañado, nunca se utilizará sólo porque es lo más rápido o lo más barato…No, ahí si somos bien decentes y cumplidos.

5. Es decisión de la mujer

Todos los que hemos tomado decisiones alguna vez (o sea, todos) sabemos que hay dos tipos de decisiones: buenas y malas. Alabar algo porque simplemente “es una decisión” realmente no tiene sentido. En tal caso, todos los crímenes del mundo son, a fin de cuentas, “una decisión”.

La madre gestante está en las manos de su médico, esa es la verdad. Confía en su palabra y sus sugerencias. El Estado debería proteger a la madre en esa posición de absoluta vulnerabilidad pero ¿qué hace en el protocolo?, ¿qué mecanismos pone para asegurar que la madre va a estar correctamente informada?, ¿qué alternativas le ofrece en el caso de que desee continuar con su embarazo?, ¿qué otras opciones puede considerar aparte del aborto?, ¿qué quiere decir realmente que la madre debe dar un “consentimiento informado”?, ¿quién vigila que el doctor está considerando realmente todas las opciones?.

Según este protocolo, en realidad, ¿qué decisiones puede tomar la mujer? Bueno, tiene tres exactamente: el uso del misoprostol, la aspiración manual endouterina y el legrado uterino. Éste último realizado una vez que el “contenido uterino” sea expulsado. Esperen, ¿cómo que contenido uterino? Pensé que hablábamos de un embarazo. Al parecer cuando decides tener un aborto ya no se habla de un “feto” sino de “contenido uterino”. #HabloComoElMINSA

¿Por qué no decirle a la madre que hay casos en el que un bebé ha sobrevivido con menos de 22 semanas de gestación? ¿Por qué no empoderarla con verdadera información en vez de aprobar un protocolo para dirigirla no sólo a la muerte de su bebé sino a un increíble impacto psicológico? Ah, verdad, lo otro es más fácil. #GraciasHumala

Bonus: 

“Quieren obligar a las mamás a dar a luz a bebés sin cerebro”

A ver, señores, cuando se mata a un bebé – perdón, cuando se “interrumpe un embarazo”, de acuerdo con el MINSA – porque el bebé no va a nacer perfecto / tiene Síndrome de Down / es anencefálico eso no se llama terapéutico, se llama “eugenésico”. Así que al menos hablen con propiedad…y compasión. He leído suficientes columnas en donde dicen “obligar a la mamá a abrazar a un niño sin cerebro”, perdón, es su hijo y está vivo (como el caso de Isidora) y lo más probable es que la mamá lo esté abrazando con amor porque el amor no está condicionado a que alguien nazca perfecto.

“Mi cuerpo, mi decisión” #MantraFeministaOmmOmm 

Aquí una imagen para que te aclares:

Como puedes ver, hay dos cuerpos.
Como puedes ver, hay dos cuerpos.
Anuncios